'La máquina del tiempo' de H.G. Wells: ficha de lectura

Por el alumno Juan Vio

Resumen:

A finales del siglo XIX, un científico invita a varias personas y les enseña la maqueta de una máquina con la que asegura que puede viajar en el tiempo. Unos días después asiste a una cena (llega, en efecto, tarde), pero llega pálido y herido y les cuenta que ha viajado hasta el año 802.701. Narra, que en lugar de encontrar una sociedad más desarrollada, se topa con un mundo en decadencia, habitado en la superficie por unos seres humanos pequeños, bellos y que actúan como niños, los Eloi. Éstos además viven con un intenso miedo a la oscuridad y a unos extraños pozos que parecen sistemas de ventilación. El Viajero descubre que en el subsuelo habitan unas criaturas siniestras, los Morlock. También son seres humanos, pero acostumbrados a vivir en las tinieblas y salir durante la noche por estos extraños pozos, para capturar a los Eloi y alimentarse de ellos.

El Viajero realiza varias exploraciones y salva la vida a una Eloi, llamada Weena. El Viajero se acaba refugiando en un “Palacio de Porcelana Verde” mientras planea rescatar su máquina del tiempo, que ha sido encerrada por los Morlock en el pedestal de una estatua gigante con forma de esfinge. Se trataba de una trampa de los Morlock, que le atacan cuando intenta recuperar la máquina, finalmente acaba luchando contra ellos y escapa hacia el futuro. En este viaje descubre animales y paisajes desconocidos. Avanza luego aún más en el futuro, millones de años, hasta que el Sol prácticamente desaparece del cielo, dejando tan sólo una tenue luz blanca, en un paisaje fría, oscuro y sin vida, excepto algo que el Viajero describe como “cangrejos gigantes”, que se mueven en unas aguas de color rojo oscuro.

Vuelve entonces a su época, donde nadie cree su historia. Uno de los invitados, que actúa como narrador a partir de ahora, le visita al día siguiente. El Viajero estaba ocupado, por lo que le dijo que le esperase en el salón. Pasa el tiempo y nuestro narrador sigue esperando. De repente, escucha un pitido y observa un destello proveniente de la habitación en la que se encontraba el Viajero. Fue corriendo para ver qué había pasado, para encontrarse con una habitación completamente vacía, entonces se dio cuenta de lo ocurrido… Había vuelto a viajar en el tiempo.

Desde entonces, nuestro personaje sigue esperando el regreso del Viajero, que nunca tendrá lugar.

Personajes:

- El Viajero del Tiempo: Su nombre no se indica en la novela. Se le describe como un hombre pálido, con ojos grises, muy inteligente, buen conversador y conocedor de ciencias diversas. Debo destacar su valentía, ya que no sólo se atreve a usar un invento tan peligroso, sino que se enfrenta a los Morlocks sin dudarlo (como cuando salva la vida de Weena o se enfrenta a un grupo de Morlock únicamente con una caja de cerillas para asustarles). También debo mencionar su preocupación por el futuro de la humanidad, motivo por el que se aventura en este viaje y comprobar si la civilización humana superaba sus problemas y vivía en paz.

- Los Eloi Son los seres humanos que viven en la superficie de la Tierra en el futuro. Son de baja estatura, inofensivos, bellos y amables. Se visten con túnicas, parecen vegetarianos (todo lo que comen son unas dulces y extrañas frutas), no padecen enfermedades y viven sin trabajar, alegre y despreocupadamente. Tienen un miedo terrible a la oscuridad, porque la relacionan con los Morlocks, que salen durante la noche para cazarlos y comérselos.

- Weena Es una Eloi a la que el Viajero salva la vida cuando está a punto de ahogarse. Desde entonces, acompaña al Viajero a todas partes y surge una amistad, tal vez amor, entre ellos. El Viajero tiene la intención de regresar al mundo presente con ella, pero la pierde en la trampa que le tienden los Morlocks. El Viajero piensa que ella ha muerto, pero el autor no lo deja del todo claro.

- Los Morlocks Es la otra especie humana del futuro, que vive en el subsuelo de la Tierra. El autor los describe como feos, salvajes, con la piel blanca, con un cabello rubio y largo y con unos ojos grandes y rojos (muy sensibles a la luz). Son carnívoros, por lo que durante las noches sin luna, salen al exterior por los pozos y cazan a los Eloi, de los que se alimentan.

Opinión personal:

Es una novela no muy larga y entretenida, se lee muy rápido. Algo que llama la atención es la forma en la que está escrita, en primera persona, por dos personajes de los que no conocemos el nombre: El Viajero y el Invitado, que cuenta la primera reunión y el final de la novela.

Es desde luego una novela de ciencia ficción y de aventuras, pero el autor se centra mucho en temas políticos. El Viajero, cuando llega al futuro, piensa que el comunismo ha triunfado y la sociedad (los Eloi) han alcanzado su máximo desarrollo, que los seres humanos viven tan felices porque han superado todos sus problemas. Cuando descubre a los Morlock, piensa que son los descendientes de las clases obreras, mientras que los Eloi son los descendientes de los ricos capitalistas. Es decir, las luchas entre las clases que estaban de moda en la época de Wells continuarán. Llega a la conclusión de que “El hombre del mundo superior había derivado hacia su blanda belleza, y el del mundo subterráneo hacia la simple industria mecánica.

La novela ha servido como bases para películas del mismo título. Yo he visto la versión del año 2002, que incluye muchas tramas que no aparecen en la novela (por ejemplo, cuando el protagonista viaja al pasado para intentar salvar la vida de su novia). Pero ninguna película podrá sorprender más que la historia relatada por el Viajero, historia ideada por Wells en 1895.